Sentencia de la Audiencia Nacional favorable a la patronal ASPEL.

aelpa_legalLa Audiencia Nacional ha dictado una sentencia que ratifica que la Asociación Profesional de Empresas de Limpieza (ASPEL) cuenta con legitimidad para negociar el  I Convenio Nacional del sector de limpieza de edificios y locales de naturaleza normativa y de eficacia general con los representantes de los trabajadores, el cual está en las últimas fases de negociación. 

Según informó esta patronal, la Sala de lo Social de la Audiencia Nacional desestima la demanda presentada por Asociaciones Federadas Empresarios de Limpieza (AFELIN), que reclamaba que se declarara a ASPEL carente de legitimación plena para constituir válidamente y por sí misma el banco social de la comisión negociadora del I Convenio General del Sector de Limpieza de Edificios y Locales.

Los demandantes basaban su petición en que ASPEL no representa a la mayoría de los trabajadores del sector y tampoco podrían ostentar una legitimación inicial, como señala la excepción recogida en el artículo 88.2 del Estatuto de los Trabajadores, porque en el sector existen otras asociaciones empresariales.

En los hechos probados, la sentencia afirma se ha acreditado que ninguna de las asociaciones empresariales representa al 10% de las empresas del sector, pero que las empresas asociadas a ASPEL emplean al 38,66% de los trabajadores, luego cuenta con la legitimidad inicial para negociar. Y por la aplicación de la excepción contenida en el ET puede constituir válidamente la comisión negociadora del convenio. 

La Sala no comparte el argumento de los demandantes en lo que se refiere a que dicha excepción sólo se contempla para los supuestos en los que no existe representación empresarial en el sector, “porque si el presupuesto fuera la ausencia de asociaciones empresariales, tampoco podría hablarse de legitimación inicial, y dado que el legislador remite a las asociaciones que ostenten la legitimación del artículo 87.3.c del ET está asumiendo que las mismas existen”.

MADRID | 10/12/2012 | Fuente: SIGLO XX1

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *